Páginas vistas en total

lunes, 6 de agosto de 2012

Inicios

Aunque aprendí a hacer ganchillo cuando era una niña, con mi tia abuela, lo cierto es que nunca había conseguido hacer nada medianamente decente con esta técnica hasta que comencé a interesarme por los amigurumis.

Tras muchas intentonas bastante desastrosas, a pesar de los libros que conseguí y algunos patrones que busqué por Internet, mis amigurumis brillaban por su ausencia. Y veía cosas tan chulas por ahí... Al final encontré un taller en mi ciudad, el mes pasado, y gracias a Alejandra, su paciencia y sus conocimientos, aprendí a hacer amigurumis. Mi primer amigurumi no es para tirar cohetes, pero me hizo ilusión salir del último día de taller con él en la bolsa. 


Ya en casa, me propuse comenzar con los experimentos. Mi segundo amigurumi lo hice a ojo, tal como Alejandra nos había enseñado a crear formas. Salió un cupcake bastante simpático aunque no perfecto. Luego lo intenté con un patrón que tenía en casa -y que no me había ni atrevido a intentar- para hacer cupcakes pequeñitos. Y me salieron dos, el segundo mejor que el primero, que me animaron a continuar. Hoy terminé el quinto: una medusa con carita de divertida. 


Iré compartiendo mis amigurumis y los patrones que voy traduciendo del inglés, conforme los vaya haciendo. Si tenéis cualquier duda y soy capaz de ayudaros, no temáis en contactar conmigo. 

No hay comentarios: